Escuela de Salud Pública

Escuela de Salud Pública, en busca de la Acreditación de Alta Calidad

De acuerdo con las políticas emprendidas por la Universidad del Valle dirigidas a construir una cultura de mejoramiento continuo, en la Escuela de Salud Pública, durante el año 2016, hemos iniciado nuestro proceso de Autoevaluación con fines de Acreditación de alta calidad para las cuatro maestrías que ofrecemos - Administración de Salud, Epidemiología, Salud Ocupacional y Salud Pública.

Este proceso es una oportunidad para fortalecer nuestro compromiso con la calidad y a la vez reforzar el análisis, la evaluación y la intervención de todos sus procedimientos y objetivos, con el propósito de cumplir con la misión académica. Este compromiso se verá traducido inicialmente en la realización de diferentes actividades de Autoevaluación, a las cuales se convoca la participación de la comunidad académica de la Escuela, entre ellas, talleres, encuestas y capacitaciones, así como la aplicación de otras metodologías que permitan diagnosticar las dificultades y logros, y proponer de manera conjunta los correctivos para ajustar o mejorar.

 

¿Cuáles son las ventajas de la Alta Calidad?


“La acreditación es el acto por el cual el Estado adopta y hace público el reconocimiento que los pares académicos hacen de la comprobación que efectúa una institución sobre la calidad de sus programas académicos, su organización y funcionamiento, y el cumplimiento de su función social.”

El Ministerio da esta condición de calidad a los programas de Maestría o Doctorado que han demostrado estándares de calidad. Se trata de un reconocimiento temporal que le implica a la universidad estar mejorando continuamente para mantener la acreditación de sus programas. Del mismo modo, mejora las oportunidades de cooperación académica a nivel nacional e internacional entre universidades que tienen altos estándares de calidad.

 

 

 

 

¿Cómo participa la Comunidad académica?

Se busca integrar a la comunidad universitaria, tanto en la definición como en el desarrollo de la autoevaluación, en un clima institucional armónico y transparente que fortalezca el sentido de pertenencia y el compromiso institucional. Este es un proceso de construcción colectiva, donde participarán Directivos, Profesores,
Estudiantes, Egresados, Personal Administrativo y Empleadores; a través de diferentes actividades de autoevaluación como talleres, encuestas y capacitaciones, entre otras metodologías, para identificar los problemas, dificultades, aciertos y logros, y proponer de manera conjunta los correctivos para ajustar o mejorar.

 

¡La Acreditación de Alta Calidad es un compromiso de todos: Tú haces parte de éste proceso!